En Tijuana en el año 2000 se construyeron cientos de viviendas multifamiliares, para el 2007 se habían construido más de 30,000.

 

Una nueva era en la construcción masiva de vivienda colectiva comenzaba, un consumo mediático daba como resultado la transformación de los limites de Tijuana, la periferia mostraba una apariencia nueva: un futuro “modernizado y nuevos esquemas urbanos” ofrecían en la frontera un “nuevo estilo de vida”.

 

Una década después, apenas edificaron 2,000 viviendas.

 

En Desinterés Social, serie fotográfica que comienza en 2013, yuxtapongo el tiempo y lo arquitectónico: un futuro detenido, modelos urbanos, vivienda seriada a medio construir, un imaginario silencioso y melancólico.

 

Mis fotografías proponen una reflexión a partir de los conceptos impuestos por la especulación inmobiliaria en México, modelos económicos e hipotecarios que han creado como resultado restos arquitectónicos.

Fecha de proyecto: proceso

Proyecto ganador del primer lugar en la XI Bienal de Estado de Baja California en el 2014.